Exp. Nro. 06-1750
REPÚBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA
JUZGADO SUPERIOR SEXTO DE LO CONTENCIOSO
ADMINISTRATIVO DE LA REGIÓN CAPITAL
EN SU NOMBRE

PARTE RECURRENTE: REINA ENDRINA CASTILLO GUTIERREZ, portadora de la cédula de identidad Nro. V- 10.352.922, representada por el abogado Germán García Limonta, inscrito en el Inpreabogado bajo el Nro. 45.541.

MOTIVO: Recurso Contencioso Administrativo Funcionarial interpuesto contra el acto administrativo contenido en la Orden Administrativa Nº 2107-06-02 de fecha 18 de septiembre de 2006, emanada del Presidente del Instituto Nacional de Cooperación Educativa (INCE), notificada el 22-09-2006, según oficio Nº 294.000-0776, suscrito por la Gerente de Recursos Humanos del INCE.

REPRESENTANTE JUDICIAL DEL INSTITUTO NACIONAL DE COOPERACIÓN EDUCATIVA (INCE): Nancy Rosario Montaggioni Rodríguez inscrita en el Inpreabogado bajo el Nro. 20.140.

I
En fecha 06 de noviembre de 2006, fue interpuesto el presente Recurso Contencioso Administrativo Funcionarial por ante el Juzgado Superior Cuarto en lo Civil y Contencioso Administrativo de la Región Capital (Distribuidor de Turno), correspondiéndole el conocimiento de la causa a éste Juzgado por distribución de fecha 07-11-2006, recibido en fecha 10-11-2006.


II
ALEGATOS DE LA PARTE QUERELLANTE
Indica que es falso que haya renunciado a su cargo como Gerente General de la Oficina de Información y Relaciones, como lo sostiene el Presidente del ente querellado.

Que en fecha 18-09-2006, según consta de Memorando Nº 310.00-501, dirigió comunicación al recién designado Presidente del INCE, “deseándole el mayor de los éxitos en su nueva responsabilidad al frente del Instituto y puse a su DISPOSICIÓN el cargo por mi ocupado como Gerente General de la Oficina de Información y relaciones” (sic). Que en ningún momento le manifestó su intención de renunciar a su cargo. Que el colocar el cargo a la disposición del Presidente del INCE, no fue más que una manifestación de voluntad de colaborar con el nuevo Presidente del Organismo en la consecución de la tarea encomendada por el Presidente de la República, lo cual resulta inoficioso por cuanto todos los cargos de la Administración Pública están a la disposición de la misma Administración, por lo que mal podría el Presidente del ente recurrido presumir que tal manifestación se asimilaba a su renuncia al cargo, lo cual nunca ocurrió.

Que el acto administrativo esta viciado de nulidad absoluta por ser de ilegal ejecución de conformidad con lo establecido en el numeral 3 del artículo 19 de la Ley Orgánica de Procedimientos Administrativos.

Señala que en el Decreto Presidencial Nro. 4.803, no se ordenó, como correspondía y como es el uso habitual en estos caos, la juramentación de la persona designada como presidente del INCE por lo que no consta ni se tiene conocimiento cierto que el designado se haya juramentado para ejercer el cargo, la falta de juramentación constituye un impedimento legal para la toma de posesión del cargo, lo que conlleva a contravenir lo dispuesto en el artículo 144 de la Constitución y el artículo 18 de la Ley del Estatuto de la Función Pública, a tenor de lo previsto en el numeral 3 del artículo 19 de la Ley Orgánica de Procedimientos Administrativos.

Manifiesta que mediante el Decreto Presidencial Nro. 4.802 del 13-09-2006, el ciudadano Presidente de la República, designó al ciudadano Pedro Fritz Morejón Carrillo, como Ministro de Economía Popular, es decir, que el mismo día el prenombrado ciudadano fue designado para ejercer dos cargos públicos remunerados, por lo que estamos ante una violación fragante y grosera de una prohibición expresa y de rango constitucional para el ejercicio del cargo como Presidente del INCE.

Solicita se declare por razones de inconstitucionalidad e ilegalidad la nulidad de la Orden Administrativa Nro. 2107-06-02 de fecha 18-09-2006, mediante la cual el Presidente de INCE aceptó la supuesta renuncia de la querellante, en el cargo de Gerente General de la Oficina de Información y relaciones, adscrita a la Gerencia General de Finanzas del Instituto y en consecuencia se ordene su reincorporación al cargo que venía ejerciendo o a un cargo de igual o superior jerarquía y remuneración, y se condene al INCE al pago de los salarios dejados de percibir desde la fecha de la notificación del acto recurrido hasta la fecha de su efectiva reincorporación, incluyendo las variaciones saláriales correspondientes al cargo, así como cualquier otro beneficio económico que no implique prestación efectiva del servicio.

III
ALEGATOS DE LA PARTE QUERELLADA
La apoderada judicial del INCE al momento de dar contestación a la querella señala que el recurso interpuesto constituye en su totalidad una suerte de peticiones temerarias, que no hacen otra cosa que entrabar la gestión de los Tribunales, que el abogado asistente ha podido asesorarla señalándole que tanto la doctrina como la jurisprudencia han sostenido permanentemente que poner el cargo a la orden constituye per se una renuncia al cargo que se viene desempeñando.

Alega que el ciudadano Pedro Fritz Morejón Carrillo, fue juramentado por el ciudadano Presidente de la Republica y en fecha 18-09-2006 en pleno y franco ejercicio de sus competencias dictó el acto administrativo cuya nulidad se solicita.

Niega rechaza y contradice las aseveraciones hechas por ser inciertas e infundadas y en consecuencia conforme al procedimiento civil venezolano, aplicable en materia de pruebas, solicita muy respetuosamente del Tribunal se le requiera pruebe o demuestre sus dichos y solicita se tome alguna medida disciplinaria para con los recurrentes y los abogados asistentes que interponen recursos temerarios, solicita se declare sin lugar la solicitud de la recurrente en el sentido de declarar la nulidad absoluta del acto por los supuestos vicios denunciados.

Solicita al Tribunal declare sin lugar el recurso interpuesto.



IV
MOTIVACIÓN PARA DECIDIR
El objeto de la presente querella lo constituye la solicitud de la parte actora en que se declare la nulidad de la Orden Administrativa Nº 2107-06-02 de fecha 18-09-2006, notificada por oficio Nº 294-000-0776 el 22-09-2006, mediante la cual el Presidente del Instituto Nacional de Cooperación Educativa (INCE), aceptó su supuesta renuncia al cargo de Gerente General de la Oficina de Información y Relaciones, adscrita a la Gerencia General de Finanzas del Instituto.

Este Tribunal pasa a pronunciarse en relación a los alegatos de las partes y de las pruebas a portadas a los autos y al respecto se tiene que la parte actora alega que no renunció al cargo que desempeñaba, solo le manifestó al nuevo Presidente del Organismo que su cargo estaba a la disposición y que en ningún momento le manifestó su voluntad de renunciar al cargo; que el colocar el cargo a la disposición del Presidente del INCE, no fue más que una manifestación de voluntad de colaborar con el Presidente designado en la consecución de la tarea encomendada por el Presidente de la República. Por lo que indica que el acto impugnado esta viciado de nulidad absoluta de conformidad con lo establecido en el numeral 3 del artículo 19 de la Ley Orgánica de Procedimientos Administrativos.
Por otra parte señala la recurrida que poner el cargo a la orden constituye per se una renuncia al cargo que se venía desempeñando, manifestada a través de un acto voluntario, unilateral y personalísimo mediante el cual expresó su voluntad de no continuar prestando servicios al Instituto, por lo que la misma fue aceptada en los términos que se hizo.
Al respecto este Tribunal observa que al folio 08 del presente expediente riela memorando de fecha 18-09-2006, suscrito por la ciudadana Lic. Reina Castillo, en su condición de Gerente General de Información y Relaciones del INCE, dirigido al Presidente del Instituto, en el cual se desprende que la actora expresa lo siguiente: “(…) que desde la Gerencia de Información y Relaciones le damos nuevamente la más cordial de las bienvenidas, en nombre del personal a mi cargo y de mi persona. A su vez, aprovecho la ocasión para poner a su disposición el cargo de Gerente General de Información y relaciones del INCE, que he venido desempeñando de manera satisfactoria desde la fecha 10-05-06, mediante orden administrativa de Comité Ejecutivo 2084-06-51, hasta la presente fecha”. (Subrayado del Tribunal).
Al folio 10 del presente expediente consta Orden Administrativa Nº 2107-06-02 de fecha 18-09-2006, suscrita por el Presidente del INCE mediante la cual se desprende que en virtud de la comunicación antes mencionada, a través de la cual la actora pone el cargo a la disposición de ese despacho, y por ser el mismo de libre nombramiento y remoción, conforme a lo establecido en la Ley del Estatuto de la Función Pública, en su artículo 19 último aparte y 20, fue aceptada la renuncia del cargo de Gerente General de la Oficina de Información y Relaciones, adscrito a la Gerencia de Finanzas.
Al folio 09 se desprende notificación de fecha 22-09-2006, mediante la cual notifican a la actora de la orden administrativa antes descrita.
De lo mencionado anteriormente este Juzgado observa que la Disposición expresa subordinación y en algunos casos significa sometimiento a una jurisdicción, entendiéndose la Renuncia como la manifestación voluntaria y consciente que hace una persona de una cosa, de un derecho, de una acción o de un privilegio que se tiene adquirido o reconocido a su favor.
Igualmente la renuncia debe ser expresa, escrita y clara, mediante la cual se pueda desprender que el funcionario público manifestó su voluntad de renunciar al cargo que desempeña.
Asimismo de las actas que conforman el presente expediente no se evidencia que hubiese una carta o una comunicación mediante la cual la ciudadana Reina Castillo renunciara al cargo que desempeñaba, así mismo nada se puede constatar del expediente administrativo por cuanto el mismo no fue consignado por la Administración, lo que pudiera llevar a este Tribunal a verificar y cotejar las pruebas allí contenidas. En tal sentido mal puede entender la Administración que en el presente caso hubo una renuncia, ya que del memorando antes mencionado, solo se constata que la misma puso a la disposición del Presidente del INCE el cargo que desempeñaba, lo cual no puede entenderse más que como un simple formalismo, en especial, cuando se trata de funcionarios de libre nombramiento y remoción, cuya naturaleza del cargo es precisamente la libre disposición por parte del jerarca, lo cual implica la libertad de disponer del mismo mediante la remoción de quien ejerza dicho cargo.
Así, de considerar que el cargo es de libre remoción y de ser cierta tal condición, podría la administración disponer del mismo, por la vía precisamente de la remoción, una vez se analizara su expediente administrativo, para así verificar si había desempeñado un cargo de carrera y posteriormente realizar las gestiones reubicatorias y de haber una vacante reubicarla en otro cargo o en su defecto retirarla; o haberla trasladado, transferido a otro cargo de igual jerarquía y remuneración al que ejercía, sin embargo, en el caso de autos se observa de la orden administrativa que pese a indicar que se trata de un cargo de libre remoción, se procedió a aceptar una renuncia que nunca existió, tergiversando la real ocurrencia de los hechos y del derecho, tal como indicó la parte actora, lo cual constituye el vicio de falso supuesto y que acarrea la nulidad del acto impugnado. Así se decide.

Verificada como ha sido la existencia de un vicio capaz de anular el acto cuestionado, resulta inoficioso entrar a conocer del resto de las denuncias formuladas por la parte actora y en tal sentido, se declara la nulidad de la Orden Administrativa Nro. 2107-06-02 de fecha 18-09-2006 y en consecuencia se ordena al Instituto Nacional de Cooperación Educativa (INCE), reincorpore a la ciudadana Reina E. Castillo G. al cargo que venía ejerciendo o a un cargo de igual o superior jerarquía y remuneración, con el pago de los salarios dejados de percibir desde la fecha en que fue retirada, esto es desde la fecha de la notificación del acto recurrido hasta la fecha de su efectiva reincorporación, con las respectivas variaciones salariales que el mismo haya experimentado en el transcurso del tiempo. Así se decide.

La actora solicita le sea cancelado cualquier otro beneficio económico que no implique prestación efectiva del servicio, al respecto este Tribunal debe negar tal petición por genérica e indeterminada. Así se decide.

En mérito de lo anterior se declara Parcialmente Con Lugar la querella interpuesta por la ciudadana Reina Endrina Castillo Gutiérrez contra la Orden Administrativa Nº 2107-06-02 de fecha 18-09-2006, suscrita por el Presidente del INCE.

V
DECISIÓN
En mérito de lo anterior este Juzgado Superior Sexto de lo Contencioso Administrativo de la Región Capital, administrando Justicia en nombre de la República Bolivariana de Venezuela y por autoridad de la Ley declara PARCIALMENTE CON LUGAR la querella interpuesta por la ciudadana REINA ENDRINA CASTILLO GUTIERREZ, portadora de la cédula de identidad Nro. V- 10.352.922, representada por el abogado Germán García Limonta, inscrito en el Inpreabogado bajo el Nro. 45.541, contra el acto administrativo contenido en la Orden Administrativa Nº 2107-06-02 de fecha 18 de septiembre de 2006, emanada del Presidente del Instituto Nacional de Cooperación Educativa (INCE), notificada el 22-09-2006, según oficio Nº 294.000-0776, suscrito por la Gerente de Recursos Humanos del INCE.
Publíquese, regístrese y notifíquese.
Dada, firmada y sellada en la Sala de Despacho del Juzgado Superior Sexto de lo Contencioso Administrativo de la Región Capital. Caracas, a los veintiún (21) día del mes de junio del año dos mil siete (2007). Años 196° de la Independencia y
EL JUEZ


JOSE GREGORIO SILVA BOCANEY
EL SECRETARIO

HERMAGORES PEREZ
En esta misma fecha siendo las tres y treinta post-meridiem (03:30 p.m.), se publicó y registró la anterior sentencia.
EL SECRETARIO

HERMAGORES PEREZ
-Exp. 06-1750